Las tasas de alfabetización están en aumento en todo el mundo, pero todavía hay casi mil millones de personas que no pueden leer ni escribir.

Esto abarca un número potencialmente significativo de votantes que son privados de su derecho a votar. Si no pueden emitir sus votos de forma independiente, uno de sus derechos fundamentales es vulnerado.

La tecnología electoral ̶ y las máquinas electrónicas de votación en particular ̶ hacen que votar sea mucho más fácil para quienes no saben leer y escribir. Lamentablemente, solo unos pocos países han desplegado estos dispositivos a nivel nacional. Los votantes en Brasil, Bélgica, Estados Unidos, India, Filipinas y Venezuela están entre los pocos que tienen la oportunidad de emitir sus votos de forma más independiente con la ayuda de la tecnología, incluso si no saben leer ni escribir.

De acuerdo con investigaciones electorales en India y Brasil, y las encuestas de usuarios de máquinas electrónicas llevadas a cabo por Smartmatic en Filipinas y Venezuela; 90% de los votantes, tanto alfabetizados como analfabetos, se sienten satisfechos con la facilidad de uso de sus máquinas de votación.

Sin embargo, ¿qué significa la introducción del voto electrónico para los ciudadanos sin educación formal? O incluso para los votantes con un trastorno de aprendizaje, como la dislexia? Representa accesibilidad, independencia y empoderamiento político. Por ejemplo, según The Economist, la introducción de máquinas de votación en India no solo redujo el número de votos divididos del 23% al 11%, sino que también aumentó la participación general del votante en 10%.

Los votantes analfabetos en los países mencionados anteriormente han afirmado que el uso de la tecnología en las elecciones ha hecho que la votación sea más simple, más rápida, más accesible y liberadora. El 95% de los votantes analfabetos dijeron que preferían el uso de máquinas de votación, a diferencia de solo 3% que prefería el voto manual. Esto es un aumento del 81% con respecto a 2004.

La adopción y la penetración de la tecnología son cruciales, ya que muchas personas de estos países poseen un teléfono inteligente, y muchas más poseen una computadora para acceder a Internet. Las habilidades en tecnología y el conocimiento digital están creciendo en todo el mundo, y es esencial evaluar cómo la tecnología electoral está trabajando para ponerse al día con la tecnología moderna.

La tecnología electoral se ha convertido en un aliado para que los administradores de las elecciones hagan frente a la marginación de los votantes analfabetos. Las máquinas de votación son una herramienta, pero han demostrado ser efectivas en contextos de proyectos grandes y complejos. A medida que se aliente a más personas analfabetas a participar y votar, se escucharán sus voces y sus necesidades se incluirán en las políticas públicas. Es un tema fundamental de la integridad, la representación, la igualdad, la inclusión y el compromiso político de las elecciones.

Share this content

Related Post

¿Pueden los votantes analfabetos beneficiarse de la tecnología electoral?